NBA

Luka Doncic fuerza el séptimo partido entre Suns y Mavericks

Luka Doncic fuerza el séptimo partido entre Suns y Mavericks
Luka Doncic fuerza el séptimo partido entre Suns y Mavericks

Estados Unidos.- Los Suns y los Mavericks (3-3) se jugarán el pase a la final de la Conferencia Oeste en el séptimo partido después de que Luka Doncic guiara a Dallas a una victoria tajante y sin fisuras para evitar la eliminación (113-86).

El esloveno fue el dueño absoluto del partido con 33 puntos, 11 rebotes, 8 asistencias y 4 robos.

Reggie Bullock (19 puntos, con 5 triples, y 7 rebotes), Jalen Brunson (18 puntos) y Spencer Dinwiddie (15 puntos) acompañaron perfectamente a Doncic en unos Mavericks que metieron 16 triples.

Frente a la noche ideal de los Mavericks, los Suns vivieron una pesadilla en Dallas.

Perdieron 22 balones (que dieron pie a 29 puntos de sus rivales), solo metieron 6 triples y tuvieron actuaciones muy discretas de sus estrellas.

Deandre Ayton fue el mejor (21 puntos y 11 rebotes) mientras que Devin Booker (19 puntos y 8 pérdidas) y Chris Paul (13 puntos y 5 pérdidas) pasaron con más pena que gloria.

Superados por los Mavericks en todo momento, los Suns dieron muestras preocupantes de frustración e impotencia pero les queda la potente bala de que el séptimo partido se jugará en su casa.

Doncic falló sus tres primeros tiros, pero por cómo acabó el primer cuarto pareció que el comienzo solo fue una maniobra de distracción.

El esloveno se fue hasta los 11 puntos en un cuarto inicial en el que dejó jugadas deliciosas como un triple con paso atrás ante Paul para que su equipo tomara la delantera (28-25).

Paul pasó completamente desapercibido en esos doce primeros minutos, ya que no registró ni puntos, ni rebotes ni asistencias: su única huella en la estadística fue una pérdida de balón.

Los minutos de Doncic en el banquillo, siempre un motivo de inquietud para los Mavericks, los resolvió Brunson con suficiencia.

Los Suns se mantenían cerca, pero la defensa de los Mavericks controlaba las incursiones de Paul y Booker mientras que las pérdidas de balón empezaban a ser un problema serio para Phoenix.

Agobiando atrás y corriendo al contraataque, Dallas cerró la primera parte con un contundente 19-6 y aterrizó en el descanso con buenas sensaciones ante unos Suns dubitativos (60-45).

Doncic gobernó la primera mitad con 18 puntos, 6 rebotes y 4 asistencias, pero lo mejor para los Mavericks fue que a su liderazgo se sumaron de forma consistente jugadores como Brunson, Bullock, Kleber o Dinwiddie.

En cambio, los Suns perdieron 8 balones en la primera parte, Booker no metió ningún punto en el segundo cuarto (8 en el primero) y Paul se marchó al descanso con solo 5 puntos y 2 asistencias.

En la reanudación, los Mavericks tenían que afrontar el fantasma del quinto partido, en el que los Suns les trituraron sin misericordia en el tercer cuarto (33-14).

Con la misma intensidad que en la primera parte, los Mavericks sacudieron a los Suns sin darles tiempo a reaccionar y entre Doncic, Brunson y Powell lograron el +20 (68-48 a falta de 8.51).

Phoenix seguía con los mismos dolores: pérdidas de balón, falta de ideas en ataque y triste rendimiento de sus figuras.

Fuente: EFE

Más contenido por Redacción CDN