Confunden dominicana con un hombre y la encierran por error en cárcel equivocada

Puede iniciar un juicio contra el doctor que la revisó

Fior Pichardo de Veloz, una abuela que fue arrestada en Miami, sufrió una gran humillación por parte del Departamento de Prisiones del Condado de Miami-Dade: los carceleros la registraron como hombre y la mujer pasó casi 10 horas en una celda rodeada de reclusos recelosos.

El caso fue reportado por primera vez en el año 2016 por el diario estadounidense Miami Herald, pero la noticia se ha vuelto viral otra vez tras ser publicada ayer domingo por El Nuevo Herald.

Su vergüenza aumentó cuando un juez federal desestimó su demanda, diciendo que los empleados de prisiones están protegidos de ser juzgados por negligencia.

Te recomendamos:

Pero claramente perturbado por el escandaloso error, un tribunal federal de apelaciones restableció este mes la demanda contra el médico y la enfermera de la cárcel que insistieron en que los guardias de la cárcel consideraran a Pichardo como un hombre, aunque un examen físico ya había demostrado que era una mujer.

“Todo funcionario de prisiones y personal médico con uso de razón sabría que clasificar erróneamente a una mujer biológica como un recluso masculino y colocarla con la población masculina de un centro de detención es ilegal”, escribió el juez Frank Hull en el fallo unánime publicado el 21 de noviembre.

La decisión significa que ahora De Veloz puede iniciar un juicio contra el doctor Fredesvindo Rodríguez-García y la enfermera Fatu Kamara Harris. Un abogado del condado Miami-Dade, que representa al médico, declinó hacer comentarios. El abogado de Harris no devolvió una solicitud de comentarios.

Un abogado que representa a Pichardo dijo que “estamos satisfechos” con la decisión del tribunal.

“El fallo acertado, como creíamos, sostenía que los acusados no podían ser tan estrictos como para ignorar la abrumadora evidencia que tenían ante sí de que la Sra. Pichardo era en realidad mujer”, dijo el abogado Ryan Marks.

El fallo de 27 páginas, que también se basa en documentos sobre asuntos internos de la cárcel, ofrece detalles condenatorios nunca antes publicados sobre la terrible experiencia de Pichardo en el sistema de prisiones de Miami-Dade.

Pichardo, ahora de 55 años, es abogada y funcionaria local electa en la República Dominicana. Pichardo había venido a Miami en el 2013 para el nacimiento de su nieto cuando fue detenida en un caso de drogas que desconocía que estaba pendiente.

Fuente: El Nuevo Herald

Queremos ofrecerte lo mejor de nosotros
¿Te gusta el contenido de este artículo?

COMPARTIR
AnteriorSargento tirotea a expareja supuestamente por clave de un celular
SiguienteNueve personas asesinan a una niña en Venezuela